aquí sí que se encuentras lo que buscas en el blog

miércoles, 28 de noviembre de 2007

Luca de Tena, T., Los renglones torcidos de Dios (ed. Planeta), por Maribel Mínguez


Resumen

Alice Gould es una mujer cautivadora, refinada, de gran inteligencia que es ingresada en un sanatorio mental. Ella cree que es una detective privada que ha entrado allí con un objetivo: esclarecer el crimen del padre de su cliente encontrando al asesino entre los enfermos del sanatorio. Pero a su llegada se encuentra con una gran complicación, el director, su cómplice según ella, esta de vacaciones y es la única persona que conoce el verdadero motivo por el que ella esta allí. Pero los informes aportados con su ingreso afirman que la realidad es otra: el motivo de su ingreso es su paranoica obsesión por atentar contra la vida de su marido. La personalidad arrolladora y carismática hace que todos los que le rodean se queden fascinados con ella, cosa que dificulta que los médicos puedan esclarecer el motivo de su ingreso. ¿Habrá sido Alice ingresada injustamente en el sanatorio? O ¿Es cierto que padece un grave trastorno psicológico? Ahora os toca a vosotros encontrar las respuestas de estas preguntas.


Comentario

“Los renglones torcidos de Dios, las faltas de ortografía de Dios”. Todos tan iguales por fuera y tan diferentes por dentro. Paranoicos, muchos de ellos pasan desapercibidos por la sociedad y en muchos casos se desconoce la enfermedad hasta el momento en que aparece un brote. En el libro, nos encontramos con tres tipos de paranoicos.
Por un lado el de Marujita Maqueira. Adolescente de unos 17 o 18 años aproximadamente. Paranoica tras una sesión de espiritismo en la que creyó escuchar al propio diablo. Sus compañeros de clase al verla tan asustada le dijeron que no había sido Satán lo que había escuchada sino la voz de un extraterrestre. Ese suceso dejo una importante huella en ella. Deliraba noche tras noche siempre a la misma hora. Escuchaba una música lejana, que según ella, era el aviso de que los extraterrestres querían comunicarse con ella. Marujita presenta un fuerte delirio del que es consciente ya que se siente atormentada por esas comunicaciones que mantiene con los extraterrestres. Pasaba desapercibida por el tratamiento al que estaba sometida, tratamiento que consiguió remitir sus brotes dando lugar a su recuperación. ¿Parece una tontería, no? Quedas un día con tus amigos, decides probar algo nuevo… Realmente no te hace mucha gracia, pero como todos están dispuestos, tú lo haces también y de repente todo cambia. Tu vida de adolescente se transformar y te ves encerrada en un sanatorio por aquella tontería que decidiste hacer un día. Cosa que vemos en el día a día.
Pasamos a un tipo de paranoico, de un nivel mas elevado, más peligroso. Norberto Machimbarrena, mecánico de la armada. Está en el sanatorio por el homicidio de su oficial y dos soldados que creyó separatistas vascos. Al igual que Alice Gould cree que esta en el sanatorio porque ha sido elegido para una alta misión, según el es espía de la marina. En este personaje se empiezan a ver mas claramente los síntomas de un paranoico como: desconfianza general, estado de alerta, de ideas fijas, etc.… En un primer momento pasa desapercibido, pero destaca cuando entran los dos hombres pertenecientes a la ETA. El haciendo uso de su idioma natal (el euskera, ya que es vasco) coge confianza con los dos hombres y les plantea una vía de escape para salir del sanatorio. Ellos desconocen la razón por la que esta allí y acceden. El les tiende una trampa y acaba degollándoles. Desde ese momento desaparece de la historia. Su terapia no surgió efecto como en el caso anterior y por el crimen acabaron cambiándolo de sanatorio. De un día para otro la conducta, la forma de pensar de este hombre cambia, algo falla. Los que ayer fueron sus amigos hoy han muerto a manos de el.
Por ultimo el caso de la protagonista Alice Gould. Curioso sin duda. Al contrario que los anteriores destaca entre todos. Fascina tanto a médicos, como a enfermos. Cree que esta en el sanatorio para esclarecer un crimen (Delirio de grandeza). Tiene una gran necesidad por controlar todo lo que la rodea. Rencorosa, vengativa, piensa que la información que en ocasiones comparte puede ser utilizada en su contra, y es algo que controla bastante bien ya que escoge con precisión las palabras, expresiones, que desea utilizar. Tiene una gran capacidad para razonar, para reflexionar y todo lo que dice tiene una peculiar coherencia. Es frágil en el fondo, se autoengaña “en defensa propia” de las personas hasta limites inimaginables. Todo esto hace que los médicos que la tratan duden de su diagnostico y del motivo por el que ella esta allí. Hace falta la intervención de una persona clave en un momento determinado para que la historia cambie por completo. En un primer momento esto supuso un problema para Alice, pero poco a poco se dan cuenta de que su grado de peligrosidad es nulo. A partir de ese momento Alice se siente liberada, pero hay algo que le impide actuar como había deseado hasta el momento, algo superior a ella, algo que desconoce, algo que le hace plantearse de nuevo su vida. ¿Dónde esta su lugar?
Con que facilidad nos evadimos de nuestros problemas, realmente desconocemos como todo se nos puede ir de las manos en un momento determinado (cosa que le sucede a Alice). Pero nuestra mente es hábil, y en ocasiones reaccionamos de forma admirable, como en su caso.
Todo esto nos podría pasar un día a nosotros. ¿No os hace reflexionar?


Valoración Personal

Una vez que empiezas con las primeras páginas no puedes parar de leer hasta su fin. Realmente es increíble todo lo que se dice en el libro. Todo una maravilla, no he tenido ninguna complicación al leerlo, solo pequeñas dudas en algún momento determinado que ha medida que e ido avanzando se me han resuelto. Me ha encantado los detalles que ha empleado para describir todo, tanto paisajes, como a los personajes, te hace imaginártelo, e incluso algunas veces te sobrecoges de leer todo lo que pone. Es una realidad, actualmente hay mucha gente que esta en esta situación, y nosotros lo desconocemos porque no lo hemos visto ni lo hemos vividos, pero no podemos olvidar que algún día nosotros podemos pasar por eso.
Te mantiene en vilo en todo momento, sumergiéndote en la personalidad de Alicia, y en la de los demás enfermos. No te esperas lo que se va sucediendo, y a medida que descubres cosas no puedes evitar una expresión de asombro.
Hay varias cosas que se me han quedado grabadas, como la escena de la excursión que se van al campo y ven las ovejas, los enfermos piensan que les van a atacar y se dispersan. Y también el caso de la chica que no tiene espina dorsal, que esta colgada y le llaman “la percha”. Toda una locura.
Pero sin duda el dato más curioso que me ha llamado la atención es la forma en la que el autor se ha involucrado en la historia. Ya que se metió en un sanatorio para conocer de primera mano todo lo que se vivía allí, con ello sin duda ha conseguido que todo lo del libro sea más realista, aunque los personajes y los paisajes son invención suya, es asombroso como consigue transmitirlo todo. No perdáis el tiempo y leerlo, yo seguro que lo vuelvo a releer dentro de un tiempo. Vale la pena.

Maribel Mínguez

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Un libro q te hará dudar de tus convicciones más firmes: ¿eres quien tú crees?¿las cosas que tú crees reales, lo son?¿cómo sabes q un espejismo en el desierto, lo es?Si no vas hasta allí, no sabes si el agua q ves es real. ¿Y si tu vida fuera un espejismo? Sheila Tellado.

Oscar Fernández dijo...

Es un libro que engancha. Todos los que conozco que lo han leído -y han sido varios- han quedado encantados con él. Garantizado.