aquí sí que se encuentras lo que buscas en el blog

miércoles, 5 de marzo de 2008

Método y razón en Descartes, por Laura Herrera

Dentro de la filosofía de Descartes aparece el Racionalismo, método [no, sino corriente] por el cual, a partir del uso de nuestra razón, seremos capaces de llegar a cualquier verdad irrefutable, siempre y cuando, sigamos un perfecto esquema que no nos deje equivocarnos y que nos lleve por el camino recto [:] "el Método". [No te compliques, busca una sintaxis fácil. La solución más fácil suele ser la mejor.]

Hay que tener en cuenta que Descartes se sirvió, en la filosofía del siglo XVII, de su contraposición con los escépticos radicales, aquellos que mediante la duda, llegaban a parar a una situación de epojé, o mejor dicho [ojo, sinónimos], de suspensión del juicio. Puesto que no puedo estar seguro de nada, ya que mis sentidos me engañan y de ahí saco el contenido de todo lo que me rodea, es imposible obtener un conocimiento verdadero. Es por eso que, Descartes, decide partir de "la duda metódica" y por medio de la razón, llegar a un conocimiento correcto y, por lo tanto, verdadero de la realidad. Antes [mejor: durante el proceso] de derribar todo conocimiento o ciencia que puede estar manchada a causa de la pluralidad, las diversas opiniones que aquellos que pensaban dieron a cada una de ellas, Descartes se apoyará en una moral provisional en la que pueda tener unas bases hasta que encuentre otro punto de apoyo más probable y creíble. Esta moral se compone de 4 máximas que serán seguidas por el filósofo y dicen así:

1ªMáxima-> obedecer las órdenes que el pueblo me ha inculcado, además de la religión y cultura.

2ªMáxima->ser lo más fiel posible a mis ideas y no cambiar de camino constantemente, pues siguiendo un camino recto, llegaré antes a la verdad.

3ªMáxima->no poseer deseos de los que soy consciente que no podré alcanzar, pues esto lo único que me hará conseguir es la infelicidad.

4ªMáxima->considerada la más importante, es la de cultivar la razón, de modo que mi conocimiento cada vez estará más fortalecido.

[Para el examen, aunque en la cabeza estén de forma esquemática, procurad redactarlas. Queda mejor. Venga, que estamos en 2º de bachillerato, no hay sólo que tener conocimientos, sino presentarlo de forma elegante. Pero va bien, Laura, digo esto porque lo más fácil en esto es hacer esquemas. Seguimos:]

Una vez tenemos esta base donde apoyarnos de manera provisional, habrá que explicar en qué consiste su invento [??, mejor propuesta o algo así] ,y cuáles son sus pasos a seguir:

Pues como la palabra indica <> se refiere al seguimiento de una serie de pasos que siempre tendrán el mismo orden y que bien llevados a cabo, nos aportarán buenos resultados, en este aspecto, nos llevarán hacia la verdad. Descartes, mediante el uso de su razón, llevará a cabo [propondrá] 4 reglas que en conjunto bautiza con el nombre de "el Método":

1ªregla->"evidencia", en la cual, no podemos considerar como verdadero todo aquello que no se muestre de manera clara y distinta, es decir, si en algún caso, aquello que se nos muestra nos proporciona a menor duda, debemos abandonar su análisis e ir hacia otro camino.

2ªregla->"síntesis", una vez tenemos la evidencia, debemos separarla en pequeñas partes de manera que un problema complejo, termina siendo una serie de cuestiones y de sencillo conocimiento. Teniendo esta separación, será el momento de pasar a la siguiente fase.

3ªregla->"análisis", en el cual, desde aquello más simple, hasta el compuesto más complejo, nosotros analizaremos la situación de modo que nuestro conocimiento irá creciendo cada vez más, de forma ordenada y sencilla.

4ªregla->"enumeración", habiendo acabado con todo lo anterior, la última fase será la de separar todo el proceso realizado y cerciorarnos de que no nos hemos equivocado en nada, por lo que ya podemos afirmar una verdad evidente y, por lo tanto incuestionable.

[Inisto -y mira que soy "insistoso"- piensa un momento cómo quedaría esto redactado. Ponte en el momento del examen, si tú tuvieras que corregirlo, y tienes delante el esquema o una redacción en la que la comprensión está bien desarrollada. Pues en esa dirección tenemos que ir. Esquema en la cabeza, texto en el papel. O en el papel puedo hacer el esquema en los primeros minutos del examen y luego lo desarrollo. Que cada uno vaya buscando la forma de trabajar que mejor va con él/ella.]

A partir de la explicación del método, es cuando Descartes nos hace saber su 1ª certeza, aquella en la que ningún escéptico podrá intervenir y negar puesto que es tan evidente que no se puede derribar. Esto es el <<cogito ergo sum>>, es decir, el "pienso, luego soy". Es indiscutible por las siguientes razones:

[Pregunta con mala idea para contestar en los comentarios: si Descartes lo dejó tan claro, ¿cómo es que seguía habiendo escépticos después de él¿ ¿Cómo es que no se los cargó a todos con la pretendida fuerza de su demostración?]

Aunque nosotros estemos durmiendo o despiertos...Nosotros pensamos.
Aunque no sepamos si nuestros sentidos nos engañan...Nosotros pensamos.

Con esta oración [argumento], lo que Descartes intenta expresar [expresa, muestra] es el que existimos como sustancia pensante (res cogitans) pero, hay muchas condiciones como la de que no puedo estar seguro de que los demás existen, o de que yo he pensado o pensaré. Es un enunciado en el que sólo nos podemos referir a nosotros y al presente, ya que nuestra memoria o sentidos pueden engañarnos y hacernos creer otra cosa. [molt bé]

Es así como Descartes entra en el solipsismo, esto es la existencia del pensamiento, de que sólo él exista. Pues para salir de este problema, nos explica su 2ªcerteza "la existencia de Dios". ¿Y cómo nos lo demuestra?, pues de la siguiente manera:

Partiendo de la idea de perfección, Descartes se da cuenta de que tiene una idea de perfección aunque no haya tenido la oportunidad de tener frente a él algo perfecto o de que el mismo sea perfecto, por ello, llega a la conclusión de que, puesto que tiene esa idea en su pensamiento, debe haber un ser que se la haya inculcado, por lo tanto ese ser tiene que ser perfecto (1ªcualidad de Dios), puesto que es perfecto tiene que existir y además no debe dejar que yo, que soy imperfecto, me engañe. Por lo tanto, como la perfección no tiene relación con el engaño, este ser perfecto debe ser aquel que no me lleve hacia la mentira. Por ello, se concluye con que Dios es un ser perfecto, existe y además, como tiene en su la idea de perfección tendrá que ser infinito.

Nosotros existimos gracias a Dios, de él dependemos y si en algún momento llegamos al error, es a causa de nuestra precipitación y nuestra prevención. Además de tener en cuenta al genio Maligno que, aunque no sea citado dentro del Discurso del Método [ok], hemos de saber que es aquel ser que nos engaña continuamente y quiere depararnos [llevarnos, ojo. O mejor, podría llevarnos] hacia el error.

Una vez hablado sobre la razón, el pensamiento y Dios, ante Descartes se muestra el problema de que no podemos estar seguros de que nuestro cuerpo existe y éste estaría dentro de la sustancia extensa (res extensa), entre éste y la res cogitans introduciríamos el dualismo cartesiano, y para más complitud [???], Dios sería la sustancia divina.

[No es que introduciríamos el dualismo: el dualismo consiste en el decir que esas son las dos sustancias que existen. La divina, la que sería propiamente sustancia, ya sabemos que va aparte.]

Para solucionar este último problema citado, Descartes decide emprender una nueva búsqueda y demostrar la existencia de las cosas. Él tiene muy claro que tiene más existencia el alma que el cuerpo, o el amor que el dinero [??? ojo]. Pues pensar no es solo el acto de tener ideas sino también el de sentir...

Y nosotros, que somos seres compuestos, somos más imperfectos que un ser simple. Compuesto se refiere a que tenemos cuerpo y alma, en cambio Dios solo tendría alma, pues el cuerpo le haría imperfecto. [No, no. Dios no tendría alma, no sería pensamiento. Está formado por otra sustancia. No es mero pensamiento.]

También nosotros somos más racionales que los animales, a los que compara como máquinas, de aquí su teoría mecanicista. Para Descartes, estos no tienen pensamiento ya que solo se dejan llevar por sus impulsos. El hombre, por el hecho de tener cuerpo, está regido POR una serie de leyes que conllevan a [constituyen] la teoría mecanicista, y es por ello, que el alma no es libre, pues está dentro de una máquina que no le permite la libertad absoluta, al tener cuerpo, estás bajo regimiento de las leyes gravitatorias, bajo las necesidades que éste pide...como a una máquina tienes que darle combustible, a tu cuerpo debes darle alimento, por lo que solo es un obstáculo para el alma. [Cuidado, ecos platónicos. Para Descartes hay libertad en el pensamiento y necesidad en la extensión. El alma es libre, aunque influida por las pasiones, y el cuerpo ha de seguir las leyes que afectan a los objetos materiales.]

Puesto que el cuerpo y el alma tienen que estar conectados, lo están por medio de la glándula piNeal, situada en la parte más baja del cerebro [entrecejo] (punto débil de la filosofía cartesiana). [No hagáis este tipo de críticas tan dispersas y menos aún entre paréntesis: si se hace una crítica se explica un poco.]

Por lo tanto, dentro de la filosofía cartesiana vemos una serie de ideas principales a las que llega por medio de la duda metódica y gracias al uso del buen sentido o razón. En primer lugar, una verdad que nadie será capaz de derrumbar <<cogito ergo sum>> y en segundo lugar, la existencia de un ser perfecto que nos ha creado y que ha puesto en nosotros la idea de perfección, ser que no necesita de algo o alguien para existir mientras nosotros, compuestos de cuerpo y alma, tenemos que tener a ese Dios para existir y lo mismo ocurriría con el resto de las cosas, pues aquéllas necesitan de nosotros para existir [¿por qué?] aunque hay una gran excepción: "las matemáticas" aquellas que no fueron creadas por nosotros sino descubiertas. [Líneas complicadas.] Una de las causas por las que Descartes hace uso de ellas para la explicación de su método es que las las reglas de la aritmética poseen una gran certeza, de modo que las reglas del método que son parecidas, también nos darán una gran certeza. [Final apresurado, tenías ganas de terminar. Detecto aquí otro intento de asesinato para el que lo lea -sobredosis de comas-, pero aún tengo capacidad pulmonar para acabar el párrafo.]

Laura Herrera


[Buen trabajo. Va saliendo. Bastante información que sigue un hilo conductor. Hay muchas indicaciones por imprecisiones en la expresión. Ten cuidado porque al decirlo con tus palabras a veces se equivoca el sentido. Hazlo fácil, no busques complicar las cosas. Venga que al francés éste le quedan dos telediarios.]

No hay comentarios: